‘Renuncia en silencio’ 50% de trabajadores en EU

Loading Agregar a favoritos
Reforma

Un aviso de cautela para los jefes: los trabajadores estadounidenses están volviendo a la oficina tras el receso veraniego más insatisfechos de lo que habían estado en mucho tiempo.

El sentido de compromiso de los empleados estadounidenses, una medición de la participación en el lugar de trabajo y el entusiasmo respecto sus labores, ha caído desde el 2021, coincidiendo con el aumento en las renuncias. El número de trabajadores que dicen estar activamente desconectados de sus empleos -definido como los trabajadores que no están contentos con su trabajo y resentidos porque sus necesidades no son atendidas- va al alza, indica nueva investigación de Gallup, que ha dado seguimiento al interés de los trabajadores en sus empleos desde el 2000.

Casi una tercera parte de los trabajadores se describió a sí misma como comprometida, o entusiasmada con su trabajo, mientras que poco menos del 20% se describió a sí mismo como activamente desconectado, arrojó el sondeo de Gallup aplicado a 15 mil 91 trabajadores estadounidenses en junio.

El resto son personas “no comprometidas” que hacen el mínimo requerido y están psicológicamente desconectadas de sus empleos. Los resultados son un giro total respecto al verano del 2020, cuando el nivel de compromiso de los trabajadores estadounidenses calculado por Gallup registró su máximo histórico del 40%. Las personas menores de 35 años reportaron la caída más marcada en sentido de compromiso.

Los datos podrían ayudar a explicar la “renuncia silenciosa“, en la que los empleados dedican cero esfuerzo a su trabajo y cobran un sueldo. Gallup destacó que estos trabajadores ahora componen la mitad de la fuerza laboral de Estados Unidos.

“Lo que estamos viendo ahorita es una especie de deterioro en la relación empleado-patrón”, afirmó Jim Harter, científico titular de manejo del lugar de trabajo en Gallup. Parte del distanciamiento podría haber sido agravado por los dos años que muchos trabajadores pasaron fuera de la oficina en situaciones de trabajo remoto o híbrido.

Los gerentes están llamando a los empleados de vuelta a la oficina en parte para solucionar esta desconexión, y sin embargo esos requisitos de trabajo en la oficina se cuentan entre las mayores fuentes de tensión entre jefes y empleados.

En un sondeo de más de 32 mil trabajadores en todo el mundo publicado a fines de abril, ADP Research Institute, una división del procesador de nóminas ADP, halló que dos terceras partes (64%) de los encuestados dijeron que considerarían buscar un empleo nuevo si se les exigía volver a la oficina de tiempo completo.

Sarah Millard, de 31 años, de Richmond, Virginia, se sentía tan infeliz con la insistencia de su patrón de trabajar de manera presencial cinco días a la semana, que renunció en junio para tomar un puesto de administradora de proyectos a distancia con una compañía de tecnología de motores de búsquedas en Syracuse, Nueva York. Tras el nacimiento de su primera hija, en noviembre del 2020, la flexibilidad se volvió primordial para poder compartir las responsabilidades de crianza con su esposo, quien también trabaja desde casa, señaló Millard.

Estaba contenta cuando, en agosto del 2021, su ex patrón empezó a dejar que la gente trabajara a distancia una vez a la semana. Pero cuando la compañía llamó a los trabajadores de vuelta a la oficina cinco días a la semana, decidió marcharse.

Trabajar a distancia le da a Millard un sentido de autonomía, y le permite llevar a su hija a preescolar, algo que le impedía hacer el horario de entrada de las 9:00 horas de su ex patrón, comentó.

Susan Quinn, CEO de circle S studio, donde laboraba Millard, dijo que su compañía busca ser flexible con los trabajadores. La empresa sí pidió a los empleados que regresaran a diario durante un breve periodo a raíz de un compromiso con un cliente importante, pero nunca tuvo la intención de transmitir que la política de trabajar los miércoles desde casa sería suspendida permanentemente, aseguró.

La tasa de renuncias bajó 35% cuando se les dieron opciones de trabajo híbrido a mil 612 ingenieros y profesionistas de mercadotecnia y finanzas en ensayos aleatorizados controlados, de acuerdo con investigación reciente de Nicholas Bloom, economista de la Universidad de Stanford. En un sondeo tras otro, los trabajadores afirmaron que valoran la capacidad de trabajar desde casa parte del tiempo tanto como un aumento de sueldo del 7% u 8%, indicó Bloom.

Tanto Gallup como ADP identificaron estrés en el trabajo como un motivo por el que muchos empleados se sienten desconectados. Casi siete de cada 10 trabajadores encuestados -el 67%- dijeron que padecen estrés en el trabajo al menos una vez a la semana, comparado con el 62% previo a la pandemia, de acuerdo con ADP. Uno de cada siete dijo sentirse estresado a diario en el trabajo. Entre los detonantes clave de estrés figuran la duración de la jornada de trabajo e inquietudes sobre seguridad laboral.

Gallup señaló que los trabajadores que reportaron un menor sentido de compromiso citaron una falta de claridad sobre las expectativas de gerentes, una desconexión con la misión o el propósito de la empresa, poco o nada de reconocimiento por su trabajo arduo y poco desarrollo profesional como razones claves de su falta de interés.

Morgan Sheranek, de 24 años, trabajó dos años y medio de tiempo completo en una tienda departamental en Pittsburgh y quería ascender en la compañía, pero indicó que se desgastó en su empleo de gerente de tienda por trabajar largas horas entre escasez de personal durante la pandemia.

A pesar de lo que parecía ser un horario laboral interminable, también sentía cada vez más que su arduo esfuerzo no era reconocido.

Cuando Sheranek solicitó un cambio de puesto, se le dijo “florece donde estás sembrada”. Una semana después, empezó a buscar en LinkedIn y pronto halló un empleo como especialista en operaciones en una compañía de logística en Morgantown, Virginia Occidental. Declaró que está mucho más contenta en el trabajo y puede usar sus días de vacaciones, a diferencia de su empleo anterior donde batallaba para tomar sus días de descanso o a menudo era llamada a trabajar en días que había programado como libres.

“Aquí, quieren que tomes esas vacaciones pagadas y que tengas un equilibrio entre trabajo y vida personal”, expresó.

Loading Agregar a favoritos
Jorge Sales‘Renuncia en silencio’ 50% de trabajadores en EU